jueves, 20 de octubre de 2011

La historia de David Shoemaker: Un sueño hecho realidad (II)

Primer vuelo solo


27 de Julio de 2011


La hora de la verdad llegó en una tranquila tarde de lunes en Watsonville un 25 de julio de 2011. Tenía muchas ganas de realizar mi primer vuelo solo en PAO o HAF, dos aeropuertos que conozco y me encantan, pero las condiciones meteorológicas no lo permitirían. Así que montamos en la N7819C y volamos a WVI. Sophie y Max vinieron para esta ocasión tan especial.





En el camino, he simulado un poco de vuelo instrumental. En vuelos campo a través como este, ha sido como he logrado sumar 20 horas en mi haber antes de hacer mi primer vuelo solo, ¡nunca antes había empleado mejor el tiempo! Cuando llegamos a Watsonville, la atmosfera estaba limpia y el viento en calma. Había unos pocos aviones en las proximidades del aeropuerto y la advertencia constante en la frecuencia de la existencia de paracaidista: "¡Atención, paracaidistas a 4 millas al noreste!"


Entramos en un pequeño y encantador restaurante al lado de la calle de rodaje, y Sophie se pidió algo cenar mientras Jassen y yo estábamos metidos de lleno en nuestra historia. Me dio un pequeño examen escrito que requiere a sus alumnos antes de realizar el primer vuelo en solitario, lo repasamos y después nos fuimos al aire, dejando la cámara a Sophie para que tomara algunas fotos mientras la luz del sol iba desapareciendo.
Después de unas cuantas tomas y despegues me sentía bastante cómodo. Jassen quería ver 5 buenas tomas seguidas sin su ayuda antes de bajarse del avión. Cuando lo había logrado, el sol apenas asomaba sobre el horizonte. Jassen estaba un poco preocupado acerca de la mala visibilidad ya que estaba anocheciendo, pero yo le asegure que podía ver estupendamente. Bajó del avión en la calle de rodadura y despegue para mi primer vuelo en solitario!





Jassen tenía la radio en su mano, así que estábamos en constante comunicación. Era mi primer vuelo sólo y lo tenía todo perfectamente controlado. Volé sobre los árboles fuera del final de la pista 20 a unos 500 pies Mi velocidad en final eran exactamente 80 mph. Entonces, en el último momento, tiré demasiado pronto y con demasiada fuerza. El avión ganó altura y fue perdiendo velocidad – una combinación mortal cuando estas a 10 metros del suelo. Por supuesto estaba preparado para realizar un motor y al aire a las mínimas de cambio. Metí gases a tope, estabilice mi altura, subí los flaps y despegue para darme una nueva oportunidad. Por suerte a la segunda fue la vencida y, después de que aproximación similar, aterrice el avión casi a la perfección.


El plan era hacer tres aterrizajes con parada completa. Sin embargo, mientras estaba rodando después de mi exitoso aterrizaje, Jassen cogió la radio y dijo que sería más seguro parar después de este y que las otras dos tomas las haríamos otro dia cuando hubiera más luz solar. Como no soy nadie para discutir con mi instructor, rodé a la estación de combustible para llenar el depósito para nuestro viaje de vuelta.


El viaje a casa fue tranquilo y hermoso. Volar sobre las montañas para ver las luces de la bahía en la noche a 3.000 pies es una experiencia impresionante. Tuve problemas para conciliar el sueño esa noche ya que estaba demasiado excitado. Volar solo me hizo sentir completamente diferente a volar con Jassen. Me sentí mucho más en seguro, y mucho más capaz. Todas esas horas que había hecho con Jassen me habían hecho sentir bastante más confiado, pero no tenía la total certeza de que sabía volar: él siempre estaba ahí como mi red de seguridad. Ahora he volado por mí mismo. ¡Y me hace sentir genial!


©2011 David Shoemaker http://mrshoe.org/blog/2011/07/27/first-solo-flight

En este relato hay una algo que me ha sorprendido muchísimo. ¿Os imaginais una escuela en España que te de la suelta cuando apenas se ve? Yo no. Ya sabemos que en EEUU se permite el vuelo visual nocturno (VFRN) cosa que aquí es impensable pero ¿no os parece demasiado temerario?

Otra cosa sorprendente es que se permita el vuela mientras hay paracaidistas en la zona. Hasta donde yo se, en cuanto hay paracaidistas se publica un NOTAM y adiós a volar por la zona.

Y lo mejor de todo, volar de un aeropuerto a otro como si tal cosa. Me van a dar la suelta y me voy al WVI y luego vuelvo a casa en el avión. Todo me parece mucho más "normal" de lo que estamos o estoy acostumbrado, ¿verdad?


Bueno, espero que os haya gustado la entrada y ya sabeis que podeis comentar lo que querais.

Buenos vuelos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gonzalo Flores. Con la tecnología de Blogger.

Lo más visto este mes...

Lo más visto...

Email

Email

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

2014 © Planer - Responsive Blogger Magazine Theme
Planer theme by Way2themes